Sin categoría

¿BAJOS DE ÁNIMO? A PONERLE SOLUCIÓN ALIMENTÁNDONOS MEJOR

Cada año que pasa me parece que los inviernos duran mucho más; vivo en el norte y eso hace que los días grises sean el uniforme diario la mayor parte del año, pero, a pesar de estar “acostumbrada”, se me hace pesadísimo que la temporada del gris dure  casi medio año (a veces sin casi).
Cuando se acerca la primavera, ya mi mente está muy bajita de energía y necesita con urgencia algún rayo de sol…pero todo en esta vida no puede tenerse, así que a lo único que le puedo poner remedio es a hacer subir mi nivel de energía.
¿Qué cómo se hace eso? Pues estoy segura de que todos tendréis vuestros trucos para ello, pero lo que yo hago antes que nada, es cambiar mi forma de alimentarme, dando prioridad a todos aquellos alimentos que me proporcionan lo necesario para que mi cuerpo se llene de energía y le diga adiós a la “depresión”.
¿Queréis saber qué alimentos son mis aliados?…pues seguid leyendo!

De todos los nutrientes necesarios, existen varios de ellos que nos ayudarán a fortalecer el sistema inmune, a apaciguar el ánimo, reducen la fatiga, relajan tensiones, agilizan el intelecto…y una lista de buenas acciones que mejorarán nuestro estado de ánimo. A continuación os hablo de ellos y de los alimentos en donde podremos encontrarlos. Comenzamos.
HIERRO: este mineral reduce la fatiga que nuestro organismo pueda estar sintiendo. La falta de hierro produce anemia, lo que suele llevar de la mano una disminución del estado de ánimo. Los alimentos que podemos comer para evitar la aparición de la anemia son las legumbres (garbanzos, alubias, lentejas…), verduras (coles, espinacas,…), paté de hígado y frutos secos (pasas, higos…).
ZINC: el zinc es un antidepresivo natural. La carencia de este mineral hace que el estado de ánimo general decaiga de manera significante. Podemos encontrar zinc en las endibias, arroz integral, ostras, setas, rábanos y espárragos.
MAGNESIO: Favorece un óptimo funcionamiento muscular. También neutraliza los nervios. Cuando carecemos de este mineral pueden aparecer síntomas de hiperexcitabilidad, calambres o palpitaciones en los párpados. Encontraremos magnesio en las nueces, plátanos, chocolate, higos secos, pipas de girasol, copos de avena, cereales integrales y marisco.
CALCIO: La carencia de calcio en nuestro organismo genera sensación de fatiga y una mayor excitabilidad. Este mineral equilibra el cuerpo y la mente. Se encuentra en los alimentos de origen lácteo como son el queso fresco, la leche y los yogures. También encontraremos grandes cantidades de calcio en las sardinas, las almendras, el calamar, las avellanas y la soja.
VITAMINAS GRUPO B: estas vitaminas calman el ánimo. Tanto la vitamina B1 como la B6 favorecen el buen funcionamiento del sistema nervioso, previenen la fatiga y los cambios de humor. Por otra parte, la vitamina B12 alivia la irritabilidad, mejora la concentración y la memoria y aumenta la energía. Podremos encontrar estas vitaminas en los vegetales, en el melón, los huevos, queso, levadura de cerveza y salvado de trigo.
VITAMINA C: esta vitamina fortalece nuestras defensas. Es fundamental para el sistema inmunitario. Cuando se carece de esta vitamina se genera sensación de fatiga y de tristeza. Podremos encontrar la Vitamina C en las naranjas (hijo…tómate el zumo que se evaporan las vitaminas!¿nunca os lo ha dicho mamá, o nunca lo habéis dicho a vuestros hijos?), también en los kiwis y en las frutas tropicales como la guayaba o la papaya.
TRIPTÓFANO: este elemento se necesita para producir la serotonina, la encargada de reducir los niveles de ansiedad, actúa como tranquilizante y antidepresivo natural. Lo encontraremos en la carne roja, pescado, pavo, leche, cacahuetes, almendras, pan integral, plátanos, dátiles, nueces y lechuga.( una ensaladita por la noche nos ayudará a dormir mejor).
FENILALANINA: Favorece la actividad y la vitalidad de la misma manera que ejerce una acción antidepresiva. También mejora la actividad mental y la memoria. Lo encontraremos en los cacahuetes, almendras, carnes, legumbres y en la soja.
Como podéis ver, hay una gran lista de alimentos que podemos convertir en nuestros amigos en épocas en la que nuestro ánimo se declara en huelga.
También he de decir que no existen los milagros, que obviamente, si se está pasando una depresión no habrá alimentos que te ayuden si no te pones en las manos de un profesional que camine a tu lado todo el proceso.
Por lo demás, es importante saber que con nuestra alimentación no sólo ocurre que disfrutamos del hecho en sí de comer, sino que además, nos ocupamos de mantener nuestra salud en condiciones óptimas.
Pues hasta aquí el post de hoy, espero que os sirva de ayuda, y si tenéis alguna duda no perdáis ni un segundo en preguntar…..es la única forma de resolver lo que no se entiende…
Un saludo.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s